martes, 6 de diciembre de 2011

Avenida del Parque, 17

Belén, alumna de ESO del Colegio El Valle - Valdebernardo, nos audio-recomienda esta obra del autor Agustín Fernández Paz.



Hola, soy Belén Jiménez, alumna de 1º de la ESO D, y os presento una nueva audio-experiencia lectora para nuestro blog Apuntos de lengua y para el proyecto Kuentalibros. En el capítulo de hoy os presentaremos Avenida del Parque 17, del autor Agustín Fernández Paz.

Marta y sus padres van a mudarse a la ciudad, en un lugar alejado del centro, para que la madre de Marta pueda observar las estrellas, que es lo que le gusta hacer. Su nueva casa era grande, con dos plantas y con vistas espectaculares hacia el parque. La casa le hubiera encantado de no ser por los rumores que la aterrorizaban. Todos los habitantes de aquella casa afirmaban haber oído ruidos extraños, ver cosas espeluznantes, y claro, su reacción era dejar aquella casa. 
Marta pasó la primera noche atemorizada, sentía como una presencia, repetidas corrientes de aire que abrían su balcón. Tras esa noche, Marta no volvió a sentir nada extraño, pero no dormía tranquila. Días más tarde, la madre de Marta también sentía cosas raras, y Marta apoyó la petición de su madre de reparar todas las cosas extrañas que podían emitir algún ruido. 
Una tarde Marta estaba sola en casa y volvió a sentir esas presencias, pero ¿qué eran? Entonces su juego del Scrabble se cayó de la estantería, derramando todas las piezas. Cuando Marta fue a recogerlas, las letras se movían solas, algo querían decirle. Las fichas formaban una frase que decía: "Marta, enciende tu ordenador". Marta encendió el ordenador y las teclas empezaron a apretarse solas, formando palabras, frases y párrafos. Respondía a todas las preguntas de Marta, tales como: "¿Qué?, ¿Quién eres?, ¿Por qué estás aquí?"
Marta decidió no contar nada de aquello a nadie, sería un secreto entre Fan y ella, que así llamaba al fantasma. Poco a poco Marta sentía más curiosidad por volver a hablar con Fan, pero todos los días encendía el ordenador y no estaba.
Un día Marta vio que su habitación estaba desordenada, sola se había desordenado. Sabía que tenía que encender el ordenador.
Dentro de unos días Marta empezaba el colegio, y temía que se burlasen de ella por la casa en la que vivía, y que no pudiera hacer nuevos amigos. El primer día fue un poco duro; hasta que una chica no se acercó a hablar con ella, Marta no dijo nada. Se hizo muy amiga de esa chica y siempre estaba con ella. Fan también era su amigo y el único al que le contaba sus problemas; la mayoría de los días hablaban y Fan le explicaba por qué no se iba de aquella casa, por qué la había elegido a ella, etc.
Todo iba bien durante un tiempo, Marta compartía todo con Fan y sus amigos eran estupendos, hasta el chico que le gustaba. Un día su padre llegó con una noticia de que tenían que irse de la casa, iba a ser derribada. Tendría que despedirse de Fan para siempre.
¿Qué ocurrirá tras este derrumbamiento?

Se lo recomiendo a la gente que le gusten los libros de intriga y aventura. El libro me ha gustado mucho, no sabes como va a acabar hasta el final. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada