martes, 8 de mayo de 2012

El asesinato del profesor de matemáticas


Hola, soy Carlos Negrete, alumno de 2º ESO C, y os presento una nueva audio-experiencia lectora para nuestro blog, Apuntes de Lengua, y para el proyecto Kuentalibros. En el capítulo de hoy os presentamos El asesinato del profesor de matemáticas, del autor Jordi Sierra y Fabra.

Adela, Luke y Nico son tres amigos que van a la misma clase del colegio. La historia comienza con un examen final de matemáticas del que los tres salen bastante decepcionados. Al acabar la jornada, se dirigen al descampado con la cabeza gacha y los ánimos bastante bajos. De repente aparece el profesor, Felipe Romero, el Fepe, que así es como le llaman, y les comunica sus notas: tres 4, pero animado, les plantea unos entretenidos juegos matemáticos y les hace ver que todavía pelea por sus aprobados. Por último, se despide comentándoles que, si aprueban las demás asignaturas, les dará una nueva oportunidad.
Al día siguiente, en el recreo de la mañana, Felipe Romero cumple lo prometido. En este segundo intento por aprobar la asignatura, deberán descubrir a un presunto asesino. Sin más, queda con ellos después del colegio en el descampado.
Cuando los tres están en el lugar planeado, llega el profesor, pero notan algo raro en él. Anda trastabillado, y finalmente cae de rodillas. Los tres chicos, asustados, corren hacia él y descubren horrorizados tres tiros en el pecho, la tripa y la cintura. Con aparente dificultad, les deja el encargo de encontrar a su asesino, al que descubrirán complentando, antes de las seis de la tarde, una gynkana matemática, consistente en la resolución de ocho problemas y de siete pistas de lógica y deducción. Acto seguido, les entrega el primer sobre, antes de perder el conocimiento. Dejados llevar por el pánico, los tres corren hasta dar con un coche patrulla de policía, y convencen a los agentes para que les acompañen al lugar de los hechos, pero cuando llegan, el cadáver ha desaparecido, al igual que las manchas de sangre, por lo que deben huir, ya que la policía les toma por impostores.
Decididos, irán resolviendo los problemas y deduciendo las pistas hasta dar con el asesino. El desenlace será totalmente inesperado dejando a los chicos absolutamente sorprendidos con la resolución del caso.

Este libro narra una historia con un tema un poco raro respecto a la literatura con la que estamos acostumbrados; desde luego, no es un tema clásico, pues existen muchos libros sobre matemáticas, pero de texto. Con la excusa de una interesante historia, podemos encontrar muchas curiosidades y juegos acerca de  las matemáticas y todo ello de un modo ameno y divertido, capaz de enganchar a las matemáticas a cualquiera que lo lea.
Cabe destacar la dedicación y la valoración del profesor, empeñado en sacar adelante a sus alumnos, interesado en que den lo mejor de si mismos para despertar su interés en torno a la asignatura, haciéndoles ver que puede llegar a ser útil y práctica, y todo ello de una forma ingeniosa y didáctica.
Además, los protagonistas pondrán a prueba su amistad en los momentos difíciles y su compañerismo, haciendo uso de una segunda oportunidad que sabrán aprovechar.




No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada